La Serranía de Ronda clama por el estado de sus carreteras

Resultado de imagen de FOTOS, CARRETERA DE SAN PEDRO DE ALCANTARA

La Serranía de Ronda clama por el estado de sus carreteras

JOSÉ BECERRA

Recuerdo de los años de mi niñez la preocupación constante que existía en torno al peligro que entrañaba circular por la carretera que unía a Ronda con San Pedro de Alcántara, para llegar hasta Málaga. Conductores y viajeros se hacían cruces por riesgo que comportaba transitar por ella y enfrentarse en un tramo de poco menos de 50 kilómetros sortear nada menos que 365 curvas por un calada angosta asomada a precipicios abismales. Ya, peinando canas y severas arrugas en el rostro, compruebo que la dantesca ruta sigue ofreciendo a quienes se ven obligados a transitarla los mismos riesgos de medio siglo atrás. Algo que ratifica la Dirección Provincial de Tráfico la cataloga entre las cinco más inseguras de la provincia, lo que provoca que sean muchos los que, en lo posible, le den de lado para evitar riesgos probables.

Como no podía ser de otra manera se vienen alzando voces de los políticos reclamando solución para este arduo problema de circulación por un vial que entraña extremar la precaución y que, consecuentemente, ralentiza la circulación. En concreto, desde las filas del Partido Popular se han enviado enmiendas a los presupuestos autonómicos para 2018 para que se encare la perentoriedad de remediar las deficientes infraestructuras de la Serranía de Ronda, particularmente perjudicada por la dejadez de la Junta en cuanto prestarse a dar solución a este problema que se acrecienta por días.

De lo que se trata, y este es el empeño del PP, que acaba de poner las cartas sobre la mesa de la Junta, la cual hace nada menos que diez años dio por hecho la construcción de una autovía que viniera a solventar los peligros que entraña el recorrido actual a la vez que permitiría reducir distancias de manera drástica, pero de lo “dicho al hecho, un gran trecho”, que decimos los serranos avezados con las decisiones tardías o inoperantes de las administraciones públicas en lo que a estas tierras del sur, que no pocas veces se abandonan a su suerte para la exasperación de quienes argumentan legítimas reivindicaciones.

Ronda y la Serranía, comarca y pueblos, gozan de prestancia, por sus paisajes únicos y brillante pasado histórico, para atraer infinidad de viajeros a sus tierras; pero esta predisposición se acrecentaría si los medios de comunicación ofrecieran condiciones óptimas. La Junta tiene la palabra para tenderle, en justicia y como se merece, la mano.

Facebook Twitter Stumbleupon Delicious More More More