Debates electorales: bien venidos sean | La provincia a vuelapluma - Blog diariosur.es

Blogs

José Becerra

La provincia a vuelapluma

Debates electorales: bien venidos sean

Debates electorales: bien venidos sean

JOSÉ BECERRA

En contra de quienes abogan por la supresión de los debates  electorales cuando  una nueva convocatoria asoma su cerviz sobre nuestro país, hay otros, los más que, por contra los considera indispensables, entre los que me cuento. Se trata de una oportunidad  que se brinda a los electores para conocer de primera mano lo  que los aspirantes a regir nuestros destinos en un futuro próximo expongan sus intenciones y la manera de encararse con la realidad social, política y económica del país. Acuden, con buen criterio, según el parecer general, al plató de una televisión, que se supone un medio neutral para exponer sus ideas en lo que se refiere a la problemática que pueda acongojarnos, y el modo peculiar de cada uno de los exponentes para hacer frente y solucionarla.

Estos enfrentamientos televisivos  nos muestran un cariz distinto del que pueden ofrecer en los mitines clásicos de toda la vida, en los que  los aspirantes cuentan con el beneplácito de quienes a su alrededor se congregan y que  comulgan su ideario. Ante los focos de la televisión, que se presupone neutral, las cosas cambian de manera drástica: han de convencer a todos de que pueden llevar a cabo sus propuestas y deberán hacerlo con  la verosimilitud y honestidad capaces de convencer a quienes de antemano no comulgan con su ideario político. Y, sobre todo, de traer a su redil a los indecisos, aquellos a quienes necesitan atrapar para hacerle entrar en él, o convencer a quienes pudieron abandonarlo.

Es de esperar que en éste encuentro entre lideres ya encumbrados, que ya se anuncia a bombo y platillo en  le televisión pública,  se alcancen las altas cotas del provecho que se espera por cada uno de los intervinientes, sin que medien interpelación alguna de los periodistas  que pudieran desvirtuar las respuestas en contra de lo que el espectador espera oír por boca de los intervinientes. Los debates desbancas a los tuits, parcos éstos es su propia naturaleza, pero aquéllos, a cara de perro, muestran la realidad de lo que cada uno puede ofrecer al electorado, sin los ditirambos que pudieran mostrase en cualesquiera  otra situación en la que fuesen interpelados.

Ante millones de espectadores se van a exponer ideas y juicios,  y de cara a la audiencia lo han de defender sin tapujos ni trapisondas, porque en ello le va la posibilidad de atraer a su redil a quienes se hayan mostrados remisos a la hora de abrazar  siglas e ideario y sustentarlas con el voto que ha  de depositar en la urna. Por estas razones bienvenidos sean  estos debates a cara de perro para que una vez asimilados y calados en el meollo de los propósitos expuestos, sin  que nadie medie sin  apostillas,  el ciudadano tenga las ideas menos confusas a la hora de formular, negro sobre blanco, su voluntad.

Un sitio donde hablamos de cosas de Málaga y la provincia

Sobre el autor

Nacido en Benaoján, 1941. Licenciado en Lengua y Literatura Española por la UNED. Autor de varios libros. Corresponsal de SUR en la comarca de Ronda durante muchos años.


November 2019
MTWTFSS
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930