img
El fracaso
img
José Miguel Aguilar | 19-09-2006 | 00:37

Como aprecio vuestra sinceridad, os digo de corazón que en estos momentos me siento un fracasado. Este que es un vehículo de entretenimiento no ha conseguido serlo esta vez, llevando la frustración a la mayoría de vosotros. Nunca el rosa tornó en negritud de forma tan evidente, con tantas muestras de desaprobación, con tantas respuestas negativas. Esta sensación que me invade desde que empecé a leer vuestros comentarios a primera hora de la mañana es la peor para un periodista, pues no ha conseguido el objetivo de haceros pasar un buen rato, ni de informar, asuntos primordiales en esta profesión.
Me habéis dado tantas alegrías en estos tres primeros meses que este revés me lo tomo tan en serio como que aunque no lloro físicamente -me daría vergüenza encima después de equivocarme-, las lágrimas mojan mis pensamientos, y apenas me impiden ver más allá de vuestras palabras reprochándome tal actitud. Después de releer mi texto, con toda la razón del mundo, también os lo digo. Patadas al diccionario incluidas.
Como hasta ahora he intentado llevar la sinceridad con vosotros hasta los extremos que me lo pueden permitir el cumplimiento de mi función, sólo se me ocurre recompensaros próximamente.
Pero no sé cómo. Quizás el peor error haya sido anunciaros con tanta antelación y tan a bombo y platillo un comentario rosa sin apenas contenido.
Para aquellos que deseáis saber cosas más o menos íntimas de los actuales jugadores del Unicaja, me remito a un comentario de semanas atrás en las que valoraba, según mi modesta opinión, a las mujeres de los jugadores.
Sin que sirva de excusa, pues no la tengo, sí os puedo decir que varias de ellas no están de acuerdo en que yo escriba aquí de otras cosas que no sea el baloncesto. De ahí, tanta prudencia al escribir de temas que nunca me gustaron contar a los demás, pues la intimidad debe ser sagrada para todos. Por eso tan craso error, pues lo escribí tantas veces y lo borré otras tantas que al final el churro fue de Guinnes. Y como la cabeza acabé borracho de decepción.
Sólo os puedo decir una cosa más: LO SIENTO……

  • P.D.: Para aquellos que no lo sepáis, la ACB ha anunciado esta noche que el partido del Unicaja en la Supercopa frente al DKV Joventut será el viernes a las diez de la noche, cuando en principio era a las seis de la tarde. Las reclamaciones de aquellos que denunciábais la mala decisión de la hora en día laboral no han caído en saco roto. Además, lo televisará Teledeporte.