img
Autor: JoseMiguelAguilar
La miel de Juan Dixon y el morbo del Khimki
img
José Miguel Aguilar | 18-01-2010 | 4:46| 0

Posiblemente es la primera ocasión en la que la prensa nacional recoge, escribe, comenta, refleja algo positivo del Unicaja esta temporada. Hay unanimidad en el acierto del fichaje de Juan Dixon, el jugador llamado a variar el rumbo del equipo malagueño en una temporada de altibajos, irregularidades, decisiones nefastas, enfados generalizados y disgustos por doquier.

Dixon marcó las diferencias el domingo en Fuenlabrada, donde casualmente el juego interior del Unicaja funcionó a un nivel muy alto. Eso se llama equilibrio, precisamente de lo que ha carecido en numerosos encuentros este año. Esperemos que este tirador nato que se ha ganado fama y una decente carrera solucione algunos de los males del equipo.

Por otro lado, también creo que en muchos momentos se ha sido injusto con este Unicaja que, por ejemplo, ha hecho buenos partidos en Europa, y fuera de casa, su histórica asignatura pendiente.

Es meritorio quedar segundo en su grupo, lo que le ha permitido, aderezado con la pizca de suerte necesaria, seguir soñando en la Euroliga. En el ‘Top 16’ le ha tocado un grupo donde si se lo cree tiene muchas opciones de clasificación.

De llegar al definitivo cruce, parece que el morbo está servido. Le esperaría un Caja Laboral que le apeó de la Copa del Rey (otro ogro vestido de azulgrana después de espantar el fantasma del Barcelona), un Olympiacos al que ya se enfrentó esta campaña o un Khimki que significaría la vuelta al Palacio en partido oficial de Sergio Scariolo y Carlos Cabezas.

Sería la madre de todas las batallas si ambos equipos pugnaran por un puesto en la ‘Final Four’ de París, que bien vale una misa, incluso una plegaria en su momento.

Ojalá el próximo trimestre nos depare más alegrías que tristezas. La sufrida afición malagueña, harta de hiel, merece miel en dosis importantes.

Ver Post >
Responsabilidad
img
José Miguel Aguilar | 12-01-2010 | 5:04| 0

Este es un extracto de la entrevista que SUR ha publicado hoy martes 12 de enero de 2010 con Aíto García Reneses, un día después de consumarse posiblemente el mayor fracaso de la historia moderna del Unicaja:

-¿Cree que desde el club se han sabido atender las circunstancias extraordinarias del equipo?

-Eso es algo que no me compete. Parte de la prensa de Málaga ha estado esperando que yo gritase: ¡hace falta…! Yo esas cosas las planteo dentro del club, y es el que decide. Yo no voy a plantear ningún reto público y entiendo que el club pueda o no asumirlo.

-Pero esas decisiones le afectan directamente porque usted es la cara del equipo.

-El perjudicado o el beneficiado es el club, no ningún empleado.

Aunque no coincido con todos los planteamientos del técnico (lee la entrevista completa ), hoy, como malagueño y aficionado al baloncesto me siento orgulloso de que el equipo de mi ciudad tenga un entrenador como Aíto.

Se ha equivocado, seguro, como todo el equipo, empezando por el presidente, siguiendo por el director general y el director deportivo, y terminando por los jugadores. Cada uno debería ponerse una nota que califique su gestión, pues todos tienen su cuota de responsabilidad en este desastre deportivo.

Pero dicho esto, para mí esta es la gran diferencia entre un entrenador que mira por el club que le paga, y otro entrenador, como el anterior, Sergio Scariolo, que sólo miraba por sus intereses. Aíto se siente empleado del club y lo que hace es buscando el beneficio del club; Scariolo confundía ambición deportiva con ego personal, y así acabó.

Aíto exige a sus superiores de forma privada, sin airear los trapos sucios que en todos los sitios hay, mientras su antecesor creía que por airear sus diferencias conseguía más cosas, poniendo al club al pie de los caballos y creando situaciones muy dolorosas.

Es un error, porque al final el que sale perjudicado es el club, que es el que permanece, mientras los jugadores y los entrenadores llegan y se van, con mejor o peor resultado, con mayor o menor rendimiento, con más o menos títulos conseguidos. El Unicaja debe estar por encima de todas las cosas, y debe saber superar trances como el actual.

Otra cosa es que se piense, pensamos todos, que en el club no se están haciendo determinadas cosas bien (¿quién ha asumido la política de fichajes?), y que algún responsable debería dimitir.

Pero esa exigencia le corresponde a la afición, como masa social que soporta, anima, apoya, critica o elogia al equipo durante los partidos, que es donde mejor expresa su opinión, y a la entidad financiera que sufraga el proyecto. Nunca al entrenador, que es un asalariado más.

El entrenador tiene que entrenar, el responsable de los fichajes debe conocer el mercado para fichar bien y el ejecutivo del club, tomar decisiones acertadas. Si cada uno hiciera bien su trabajo, otro gallo cantaría. Eso se llama responsabilidad.

Ver Post >
FRA-CA-SO
img
José Miguel Aguilar | 10-01-2010 | 4:19| 0

Pepu Hernández resumió el éxito de España en el Mundial de Japón en una sola palabra: BA-LON-CES-TO.

Hoy toda Málaga expresa su sentir con una valoración: FRA-CA-SO.

Fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso, fracaso… Y mil millones más FRA-CA-SO.

No hay una sola justificación para explicar la pésima primera vuelta del Unicaja (perdió los primeros cinco partidos de Liga y tres de los cuatro últimos antes del corte), un equipo hecho para estar entre los mejores y no que no ha conseguido clasificarse para la Copa del Rey.

Como dijo Aíto tras el encuentro frente al Caja Laboral, las lesiones han tenido mucho que ver -“nunca en mi vida me pasó algo parecido”, se lamentó una y otra vez en los últimos meses-, pero también habló de falta de actitud de unos jugadores no aptos para ilusiones mayores.

Y ese es el gran fracaso de quién confeccionó la plantilla. No hacer un equipo que aspirara a cotas mínimas. El responsable de tejer el proyecto debería salir a la palestra y pedir disculpas a toda una afición desencantada, a toda una ciudad que ha sufrido este revés deportivo.

Creo que hay que tomar alguna medida…

Ver Post >
¿Traerá felicidad el nuevo año?
img
José Miguel Aguilar | 04-01-2010 | 12:58| 0

Se fue 2009 envuelto en el ostracismo que parece rodear al Unicaja en todas sus acciones y omisiones. Se habla de oscuridad cuando el año trajo luz nueva. Aunque queda lejos la final de Copa y la brillante semifinal de Liga, los tahúres de turno realzan equívocos y errores –que los ha habido y numerosos, y graves– como señas de identidad del año.

Me opongo a esa valoración.

Llega 2010 envuelto en la incertidumbre, pues un encuentro llevará al Unicaja a ceñirse al guión de su historia (es su obligación estar entre los mejores) o lo hundirá en el cadalso que conduce a los infiernos. Gloria o fracaso en 40 minutos de órdago en Vitoria, ciudad poco dada a sueños; todo lo contrario, suele ser destino de pesadillas para una afición malagueña cada día más doliente, más sufridora, más pegada a la angustia, más propensa a padecer del corazón.

Será una mañana de domingo de taquicardia para saber si el Unicaja disputará la Copa del Rey que se celebrará en Bilbao.

Como todo en esta vida, esto es una alegría o una desazón. Después de su nefasto comienzo (0-5 y 1-6), que el Unicaja llegue a la decimoséptima jornada dependiendo de sí mismo, ¿es para alabar su esfuerzo o para penar su condena de una trayectoria difícilmente justificable?

¿Es asumible deportivamente hablando que el Unicaja se quede fuera de la Copa del Rey?

¿Tiene el Unicaja posibilidades reales de ganar al Caja Laboral en Vitoria?

¿Sonarán tambores de guerra si cae en esta lucha postrera?

Demasiadas preguntas en el aire contaminado por el humo de hogueras que llevan demasiado tiempo encendidas.

FELIZ AÑO NUEVO. ¿TRAERÁ FELICIDAD EL NUEVO AÑO?

Ver Post >
Feliz Navidad
img
José Miguel Aguilar | 24-12-2009 | 10:35| 0

Os deseo una Feliz Navidad a todos. Que 2010 haga realidad vuestros propósitos.

Y lo más importante: que la pasión por el baloncesto desborde vuestras expectativas y el Unicaja sea testigo de vuestros anhelos.

FELICES PASCUAS

Ver Post >