Diario Sur
img
Autor: JoseMiguelAguilar
Afición
img
José Miguel Aguilar | 31-10-2009 | 2:01| 0

Me remiten este comunicado que gustosamente os ofrezco. Bernardo, el presidente de la Peña Tito Paco, está convencido de que es en estos momentos en los que el Unicaja necesita el apoyo de la afición. El equipo malagueño juega el domingo, yo diría, que un partido decisivo, crucial, determinante, en Sevilla frente al Cajasol. Necesita imperiosamente la victoria, la primera victoria de la temporada de la Liga ACB. Ya toca.

“Hola amigos, todos estaremos de acuerdo en que ahora más que nunca tenemos que estar apoyando al equipo, vamos a intentar sacar para el domingo un autobús a Sevilla, estos son los datos del viaje, os ruego que entre todos intentemos llenar el bus, si sabéis de alguien que esté interesado facilitarle estos datos.

DIA: 01/11/2009
LUGAR DE SALIDA: PABELLON DE CIUDAD JARDIN
HORA SALIDA: 8 de la mañana
HORA REGRESO
: 17:30 horas (aproximadamente)

PRECIO ENTRADA + AUTOBUS: 12e
TFNOS CONTACTO: 676 284 930 (Pili)
620 230 979 (Bernardo)
608 812 680

“AHORA MÁS QUE NUNCA, LA AFICION CON NUESTRO EQUIPO”

(NOTA IMPORTANTE: PARA QUE EL CLUB ABONE LOS GASTOS DEL AUTOBUS, TENEMOS QUE LLEGAR A LAS 50 PLAZAS)

Un saludo. Bernardo (Presidente Peña Tito Paco)”

Ver Post >
Tres años de despropósitos (y 5)
img
José Miguel Aguilar | 28-10-2009 | 3:57| 0

¿Por qué mi teoría de que hace tres años empezaron los despropósitos? Pues porque desde 2007 cada año el presupuesto ha sido menor para tapar el agujero de los 5 millones de pérdidas de 2006-2007, más otras operaciones muy costosas en las siguientes campañas: Kus o Popovic o Vasiliadis, por ejemplo. Son jugadores que se le firman por varias temporadas y su rendimiento no es el esperado, y hubo que pagar por su fichaje a sus clubes de origen primero y después pagar para rescindir sus contratos… Eso es una barbaridad de dinero en un presupuesto ajustado.

Duele decirlo, pero el club está mintiendo descaradamente, pues en privado dicen que hay menos presupuesto, mientras en público dicen que es el mismo. MENTIRA, no sé si piadosa, pero están faltando a la verdad, y no sé por qué razón.

¿Por qué mi teoría de que hace tres años empezaron los despropósitos? Otra de las razones es la nula política de comunicación del Unicaja, que aún está sumida en la etapa oscura en la que Scariolo lo dominaba todo desde su página web (fueron meses muy negros). Los actuales dirigentes del Unicaja aún no se han desprendido de las secuelas que dejó el ciclo de cinco años de Scariolo en Málaga (que tuvo muchísimas cosas buenas, pero también muchísimas cosas malas), donde no se movía nada de sitio sin consultársele. Si hasta echó para atrás una colección de trajes del equipo porque no le gustaba la textura o el color…

La política de comunicación del Unicaja es nula porque unos hablan mucho y otros callan demasiado.

Y así llegamos a hoy, a esta plantilla mal confeccionada, cuyo valor no está en el presupuesto, pues se ha tenido que destinar una partida para pagar a jugadores que ya no están, Kus, Popovic, Germán Gabriel… Y se sigue pagando demasiado dinero a otros clubes por fichajes que no demuestran su calidad, como Guillen Rubio este año, por ejemplo. Desde hace unos cuantos años se sigue gastando demasiado dinero en gente que ya no está. Y eso es una mala política financiera.

Mi conclusión final es que hoy en día se siguen pagando los errores de hace tres años, y que el equipo actual no está para grandes metas (me gustaría equivocarme y ver muchos partidos como el de ayer frente al Olympiacos). Es más. Uno de los que han confeccionado la plantilla ha dicho en privado que este Unicaja es para quedar sexto o séptimo. Apañados vamos.

¿Soluciones? Yo empezaba por buscar en el mercado un buen base… Si lo hubiese. Por cierto, la aparición de Taquan Dean, lesionado hasta ahora, le da un plus al Unicaja, aunque no sé si el día que Dean no esté inspirado sus compañeros serán suficientes.

P.D.: Dentro de un rato, a las 12.30 horas, Saúl Blanco ofrecerá un videochat en SUR.es en el que analizará la actualidad del Unicaja. Aquí puedes preguntarle lo que quieras.

Ver Post >
Tres años de despropósitos (4.ª parte)
img
José Miguel Aguilar | 28-10-2009 | 3:56| 0

Si durante dos veranos seguidos se fijaron en Aíto para suplir a Scariolo –en una de esas ocasiones, Juanma Rodríguez estaba a punto de volar hacia Barcelona tras concertar una reunión con Aíto y lo bajaron de la zona de embarque tras una llamada avisándole de que se había resuelto el enésimo conflicto veraniego con Scariolo–, la entidad financiera dio la orden de contactar con Ettore Messina. Hoy ya se puede decir por qué fracasaron las negociaciones. Messina estaba dispuesto a venir a Málaga e iniciar un ilusionante proyecto, pero puso una sola condición: el Unicaja tenía que anunciar públicamente que Scariolo no seguiría la siguiente temporada. El Unicaja no se atrevió a tomar esa decisión, porque es el club el que debe fijar los plazos y no al revés, y Messina entonces renovó una temporada más con el CSKA. En ese proyecto se incluía a Marc Gasol, que como él manifestó a SUR estaría encantado de jugar en Málaga en el caso de decidir no emprender la aventura de la NBA.

En plena temporada, la última de Scariolo, las apuestas fallaron, aunque el italiano sabía ya que no iba a seguir. Lo supo desde el día que SUR publicó el nuevo proyecto, aunque él se dedicara a llamar a todo el mundo diciendo que era mentira ­–un día se sabrá la que armó tras leer el periódico–. Él sabía que era verdad, pero no quiso admitir en ese momento una realidad que se plasmó meses después al término de la campaña.

Entonces el elegido fue Aíto García Reneses. Con todo hecho, se metió la selección por medio, con el consentimiento del Unicaja, que le hizo un favor a la Federación ‘prestándole’ a su técnico. Desde luego no fue la mejor manera de empezar el proyecto de Aíto en Málaga, un entrenador al que parte de la afición le tenía como enemigo acérrimo por la rivalidad de toda una década. Algunos, además, le echaron más leña al fuego por la no inclusión de Cabezas en la selección… Como si ambas cosas tuvieran algo que ver.

Iba todo de mal en peor. Sólo el buen inicio de campaña, con varias victorias ilusionantes, calmó la tempestad.

Con rémoras presupuestarias que marcaban el proyecto, se trazó el dibujo del Unicaja del futuro, con Ricky Rubio como piedra angular. Pero esa operación también se fue al traste por razones extradeportivas.

Y es ahí donde la dirección deportiva encarnada por Berdi Pérez y Juanma Rodríguez demuestran su mal hacer en este terreno. Pues cuando es fallida la apuesta por una figura descoloca toda la planificación. No saben salir del atolladero, cuando lo normal es tener un plan A, un plan B y hasta un plan Z si hace falta. Es lo mismo que ocurrió con la renovación de Cabezas, que tantos quebraderos les ha supuesto. En ese aspecto, un cero a su labor.

¿Por qué mi teoría de que hace tres años empezaron los despropósitos?

(continúa)…

Ver Post >
Tres años de despropósitos (3.ª parte)
img
José Miguel Aguilar | 28-10-2009 | 3:49| 0

Lo que pasó después fue una temporada de despropósitos económicos, pues una buena operación como obtener por la venta de Garbajosa 1.200.000 euros, 400.000 euros más de los que el Unicaja pagó al Benetton tras disfrutarlo durante dos pletóricos años, le siguió otra desastrosa, como pagar 1.800.000 euros por Carlos Jiménez, un jugador que tres años después se ha demostrado que es importante, pero no una estrella, no un jugador franquicia.

Rafael Fernández, muy bien aconsejado, se oponía totalmente a pagarle al Estudiantes esa cantidad, por eso Sergio Scariolo tenía ese enfrentamiento abierto con el presidente. Fue cambiar de presidente el Unicaja y cuatro días después fichar a Jiménez. Ese era el poder de Scariolo.

Si en el apartado económico es evidente que todo cambió para peor, en el terreno social también se abrió una grave fractura por el mal juego del equipo. Deportivamente fueron dos temporadas saldadas con éxitos basados en hechos puntuales, como ganarle al Barcelona la eliminatoria previa a la Final Four -un éxito de verdad, nadie lo duda- y superar al Real Madrid la siguiente campaña en cuartos de final, algo inédito en la ACB, pues el octavo eliminaba al primero.

En Málaga se abrió en canal el debate sobre si merecía la pena jugar mal toda una temporada, con derrotas inexplicables, con un juego que aburría, para disfrutar del equipo con cuentagotas. ¿Merecía la pena ver a un equipo jugar rematadamente mal durante seis o siete meses para gozar luego de unos cuantos buenos partidos? Era la época donde Scariolo, porque le convenía aunque fuera verdad, puso de moda la frase: DE MENOS A MÁS, que tanto daño hizo al club.

Eso propició una menor afluencia al Palacio de los Deportes Martín Carpena -¿para qué ir a ver al equipo en otoño si hasta primavera no me va a dar alegrías?-, algo que paulatinamente se ha ido acentuando año tras año. En la afición se instaló la apatía, el hastío, el cansancio, se hablaba de fin de ciclo, de cambiar todo para empezar de nuevo.

Y así se hizo. El Unicaja despidió a Scariolo con toda la gloria acorde a los títulos logrados, y meses antes de terminar la temporada se puso en el empeño de buscar su sustituto.

Y empezaron los errores de los responsables deportivos, ahora sí, errores ajenos a Scariolo, que ya no pintaba nada en la planificación.

(continúa)...

Ver Post >
Tres años de despropósitos (2.ª parte)
img
José Miguel Aguilar | 27-10-2009 | 2:01| 0

La campaña siguiente, la primera sin Rafael Fernández, fue la que se vendió como la del éxito de la ‘Final Four’ de Atenas (lo que es meritorio, sin duda), pero nadie tildó la temporada como la de los desatinos continuos: un pésimo juego, echar a Lorbek a los tres meses de ficharlo –hoy es una de las estrellas de Europa, sustituir a una joya como Garbajosa por un todoterreno como Jiménez (con todos mis respetos no es un jugador sobre el que edificar un proyecto, y menos al precio que se tuvo que pagar por sacarlo del Estudiantes y luego ficharlo), depositar en Welsch una exagerada confianza de tres años a precio de oro, utilizar a 19 jugadores… y lo que poca gente sabe: esa campaña fue la de los 5 MILLONES DE EUROS DE PÉRDIDAS. Yo he visto las cuentas de esa temporada y se me ponen los pelos como escarpias por ciertas cosas.

Dos temporadas después aún se pagan tantos disparates económicos y tantas barbaridades deportivas. Así lo dicen en privado quienes saben de esto.

Rafael Fernández fue el hombre que supo decirle no a Sergio Scariolo cuando el italiano hacía propuestas desmesuradas o tenía caprichos infantiles –la gente del club lo sufrió en muchas ocasiones–, fue el hombre que condujo al entrenador por el camino de la cordura, de ahí su bronco final cuando el comienzo de su relación fue de cuento de hadas.

¿Y qué pasó después?

(continúa).

Ver Post >