¿Relaciones sin compromiso o pareja estable?

Beso entre pareja sin compromiso

Hoy vamos a tratar un tema muy excitante para no pocas personas, las relaciones sin compromiso ganan adeptos frente a la pareja estable tradicional, pero… ¿qué motiva este aumento de descomprometidos en nuestra manera de entender las relaciones personales hoy en día?

En el vídeo del programa de televisión española “Tenemos que hablar”, el invitado hace incapié en que su trabajo no le permite tener pareja estable, ya que la vida nocturna no es compatible con una relación tradicional, y se declara amante de las relaciones sin compromiso. Vamos con el vídeo para entrar en materia.

Tenemos que hablar. Trabajo incompatible con tener pareja.Su trabajo no le deja tener pareja

Motivos para preferir las relaciones sin compromiso

El invitado, colaborador habitual en la web http://www.sin-compromiso.es, afirma que prefiere las relaciones sin compromiso por:

  • Ser demasiado joven para atarse a una relación estable y afirma que “solo pensar en tener novia me entran escalofríos”.
  • Le gusta la conquista por costumbre. “Yo tonteo con las chicas, va en la profesión”.
  • Desagrado del compromiso. “Tuve una novia 4 años y terminé agobiado”.

Es muy curioso que el invitado prefiera tener hijos que pareja, según afirma “me apetece más tener hijos que una mujer” y además su apetito por la conquista no es obsesivo, según dice “no todas las noches tiene que pasar algo”.

El paso por el programa de televisión del protagonista del vídeo no causó indiferencia. Fueron numerosos los comentarios en redes sociales benerando y satirizando su actuación y sus comentarios, y los colaboradores de Tenemos que hablar debatieron con él sorprendidos porque quisiera tener hijos, pero no quisiera tener pareja, lo cual causó mucha controversia.

El miedo al compromiso fue, según los colaboradores del programa, el motivo real para la elección de las relaciones liberales por parte del invitado, el cual negó esta motivación y afirmó que era una decisión personal motivada por la libertad y por el placer de lo nuevo en cada conquista.

Concluyendo en pareja estable… con Eva y la manzana

Mordiendo la manzana esporádicaEn el mundo actual agitado, digital, ese mundo en el que las redes sociales son la vida misma, el mundo de lo virtual, las relaciones personales asustan, pero siempre hubo el deseo de la conquista y el placer de lo nuevo. Vivimos haciendo selfies, pero las relaciones esporádicas son tan antiguas como lo es el ser humano. La manzana prohibida ha sido mordida muchas veces en la historia de la humanidad y es que la excitación de lo nuevo es el placer del descubrimiento, sumado al placer del cuerpo… En fin, para gustos los colores, ¿no es cierto?

Sea cual sea tu elección, estable o descomprometido, disfruta de la vida y de las relaciones personales. Sólo se vive una vez y debemos hacer sonar nuestra música mientras estemos en este mundo, la banda sonora para disfrutar de una noche sensual para dos. La pasión y la manzana… ¿Tentador?

La banda sonora para pasar “una noche de película”

banda-sonora-pareja

Seguimos con la noche en pareja, pero esta vez vamos a centrarnos en la banda sonora para pasar una noche de película, excitante, emocionante, sensual y… con final feliz, por supuesto. Y es que la música es un elemento que no puede faltar en una noche romántica con tu pareja, ayudando a crear la atmósfera perfecta para que la pasión fluya y poniendo el ritmo del baile emocional.

Si bien la música acompañará vuestro momento en pareja, poner la película al completo puede apagar la pasión, incluso llevar a alguno de los miembros de la pareja al sueño antes de tiempo… ¡Todo un fracaso que no debemos permitir! Apaga la tele, enciende unas velas, corre las cortinas, vístete sugerente, juega con tu pareja, tal vez una copa de champagne o cava y algo de fruta para compartir, tal vez un baño juntos, sea como sea, empieza a jugar y seduce con tu juego.

Las mejores canciones para crear el ambiente perfecto

Dependerá un poco de los gustos de la pareja, del romanticismo o el toque salvaje que quieras desatar en el romance de esta noche, pero te dejo unos clásicos que pueden ayudarte.

1- Unchained Melody de los Righteous Brothers – Ghost

Todo un clásico de los sesenta de película de los noventa. Eso sí, si vas a seducirla, no te pases de fantasma… amigo

2- Bang Bang de Joe Cuba – El lobo de wall street

Un clásico de los sesenta de la reciente El lobo de wall street, pero ambientada en los años ochenta. Ritmo latino para seducir bailando pegados y tal vez aligerando un poco la ropa sobrante… ¡Bang, bang!

3- You can leave your hat on de Joe Cocker – Nueve semanas y media

Ponle a tono con un striptease y el sonido más sensual de los ochenta, o talvez la versión de Tom Jones en los noventa para todo un “Full Monty”. Y vamos despertando la imaginación con el movimiento del cuerpo. Si bailas mal, no te preocupes. Aunque no seas un profesional, ese toque divertido de la torpeza de tu baile, pondrá un toque de humor muy excitante. Lo importante es la provocación y el atrevimiento.

La BSO ayuda. El resto lo ponéis vosotros…

La mejor banda sonora es la música que vosotros creéis y la complicidad que se origine. Eso es lo que verdaderamente encenderá la llama del deseo y propiciará la mejor de las noches en pareja que recordaréis durante mucho tiempo o, tal vez si cogéis esa buena costumbre, encadenará una serie de noches de pasión que os lleve a ser una pareja muy, muy fogosa.

Lo importante es jugar, lo importante es que sigáis seduciéndoos y la música es otro de los ingredientes mágicos para la vida gozosa en pareja. Si te apetece, me lo cuentas… Yo vuelvo con más música para dos muy pronto.

Organiza una noche sensual con tu pareja

Cena sensual pareja

Organiza una cena a solas, muy íntima, con tu pareja. Elabora un menú realmente afrodisiaco, elige el vestido más sexy que tengas en tu armario y ponte manos a la obra.

En primer lugar, debes crear una atmósfera adecuada que invite a la intimidad. Pon una luz tenue, a poder ser de tonos rojizos, y coloca velas en la mesa para ir caldeando la situación. Un poco de incienso también va de maravilla. La música debe ser suave, melódica, incitadora… apasionada.

El resto de los ingredientes los debes poner tú y para ello deberás explotar al máximo tus dotes de sensualidad.

Ponte ropa sugerente

Vístete para la ocasión de la forma más atractiva posible. Ropa muy ajustada, medias finas, tacones de aguja, un corte en la falda, escote pronunciado, espalda al descubierto, labios brillantes…y deja que se entrevea algo de tu ropa interior. Tú sabes mejor que nadie cómo ponerte para estar irresistible.

Ya sabes que llegado el momento lo que adquiere más importancia son tus prendas íntimas, no tu ropa exterior. En una noche tan especial no pueden faltar unos ligueros o un tanga, ni unos sujetadores de encaje, y aunque en esta noche de fin de siglo se imponga el rojo, debes saber que el negro sigue siendo por excelencia el color más excitante.

Juguetea durante la cena con tu pareja

Durante la cena, debes ser tú quien lleve la iniciativa y provoca el juego previo. Para desinhibirte sirve cava para los dos. Haz bromas sobre tan erótica comida, ábrete un poco el escote y no olvides hablarle en el oído con algún mordisquillo o besito incluido.

Y a partir de ahí, tienes la partida ganada… Deja que te desvista poco a poco y te despoje de las prendas íntimas… No importa si al final dejáis la cena para más tarde.

Encuentra tu pareja totalmente gratis¡Que no tienes pareja!

¡No te preocupes! En el siguiente artículo te explico cómo encontrar pareja totalmente gratis y así podrás aprovechar estos consejos y pasarlo… muy bien. Las parejas que pongan en práctica lo que aconsejo, utilizad los comentarios, si es que puede ser contado… ;)

¡Hasta la próxima!

Diario SUR

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.