Skip to content

Polémica tras la final del Málaga Young Festival que no cesa

2009 noviembre 13

Parece que la polémica tras la final del Málaga Young Festival no cesa. El el auditorio de la Diputación acogía hace ya dos semanas la gran final de la II Edición del Concurso Provincial de grupos musicales de pop y rock, organizada por el Área de Juventud, Deportes y Formación de la Diputación, entre otros. La Pachacuty Flamenco Style y Flamming Dolls se hicieron con el primer premio, pero las críticas sobre por qué ganaron unos y no otros no han cesado en blogs y publicaciones varias.

Tanto es así Antonio Martín, organizador responsable de este año, ha tenido que salir al paso de opiniones desalmadas con una carta en el Blog Actualidad Musical de La Axarquía, BAMAX. Citamos textualmente:

“Hola, soy Antonio Martín, el organizador del Málaga Young Festival. El año pasado por estas fechas también estaba escribiendo para defender al concurso y a los ganadores de los duros ataques de la gente ‘anónima’. Jamás he escuchado nada bueno de ningún festival, así que no me importan muchos las críticas destructivas; aunque lógicamente no puedo defender que todo fuera perfecto. En primer lugar quiero felicitar a los 7 finalistas y a los 24 semifinalistas.

Este año ha habido un ambiente excelente en los 5 conciertos entre los grupos; pero especialmente en la final. Yo lo decía en la presentación, que detrás del telón había un clima de compañerismo digno de agradecer. Creo que los 7 grupos tenían una gran calidad, aunque para gustos, colores. Así que enhorabuena por dejar el pabellón de la música joven malagueña muy alta. En cuanto a las críticas, paso a responder las principales:

1. Ganadores. Tras lo ocurrido el año pasado, la organización NO ha votado en la final, tampoco hubo políticos en el jurado. Han decidio gente del mundo de la música: efecto Mariposa, 40 Principales, Espectáculos Mundo, María Lozano, Grupo Milo, Compañía Dany Cantos y País Musicano (como ganadores de 2008). La decisión que más se valoró fue la del productor del disco. La final era muy variada y había muchos estilos, lo que dificultaba la votación final. Creo que se decidió por lo más innovador o más comercial, ya que todo estaba a un nivel similar de calidad, como demuestran las votaciones. Por cierto, a la Pachacuty se le penalizó con 8 puntos menos por exceso de tiempo, pasando de 128 a 120. A pesar de eso ganó por un punto. Esta es una organzación seria y cumplimos a rajatabla las normas. No sé a qué viene ahora quejarse de los 10 minutos de los cambios, cuando se lleva haciendo así los 2 años. Y sí, las versiones estaban admitidas, siempre que fueran inferiores al número de composiciones propias.

2. Enchufismo. Soy el único organizador, no conozco a nadie de los grupos, ni a Javier Ojeda (sólo de hablar por teléfono), que confirmó su presencia y no pudo porque le salió una actuación a última hora en Valencia, lo pudistéis ver en el programa Moto GP de la 2 (para que comprobéis que es verdad). El jurado votó como le dio la gana, y os aseguro que dudo que Efecto Mariposa, Espectáculos Mundo, María Lozano… conozcan la vida de los grupos… probablemente eran la primera vez que los veían. A mí nadie me ha llamado para regalarme un jamón ni nada eso a cambio de estar en la final o ser el ganador. Así que los malpensados sólo pueden seguir metiendo cizaña, en vez de apoyar este tipo de eventos, con sus errores; aunque creo que este año se ha dado un salto importante de mejora respecto a 2008. Por cierto, hay muchos grupos que protestan y ni siquiera se han presentado (así es difícil ganar), especialmente sangrante el caso de Vélez que no ha presentado ningún grupo, cuando tuvo 2 entre los tres mejores del pasado año.

3. Sonido. Es curioso que el único día que se hizo prueba a todos los grupos fallara el sonido. Se cogió el mismo personal que en semifinales, donde lo han bordado. Se grabaron las sesiones de prueba… pero luego hay errores. Más dentro (monitores) quizás que fuera, salvo el caso de Sin Rencor. También hubo algún error de los propios grupos que conectaron las clavijas por donde no debían. Pero ni en eso los críticos se ponen de acuerdo. Unos dicen que unos fueron más perjudicados, otros dicen que el otro… cada uno tira pà casa. Yo debo reconocer que hubo errores, pero los habituales en un festival de este tipo, incluso menos. El sonido fuera, a pesar de ser un auditorio cerrado, estuvo bien, mucho mejor que el año pasado en Vélez, con diferencia. Y el más perjudicado fuera fue Sin rencor. Pero también os diré que el jurado es muy consciente de ello porque actúan en directo y saben lo que eso supone. Y tuvieron en cuenta esos errores técnicos, no creo que influyeran en la decisión final. Sabían lo que querían y ya está.

En fin, siento haberme extendido pero quería aclarar todas estas cosas (claro que sé que esto provocará más críticas, qué le vamos a hacer). Que critiquéis a la organización, entra dentro de la normalidad, nadie te escribe para la bueno. Pero que critiquéis a un jurado de ese nivel me parece patético. Pero más penoso aún es que critiquéis a grupos que luchaban por un sueño y que ofrecieron lo mejor de sí mismo con mucha calidad en el escenario y fuera de él. Enhorabuena a todos ellos… y los demás, en vez de criticar, que se preparen bien para el año que viene, que les esperamos con los brazos abiertos”.

Me quedo con su certeza feaciente sobre que no hubo nchufismo. Dice que no conoce a nadie de los grupos, ni a Javier Ojeda y que confirmó su presencia y no pudo porque le salió una actuación a última hora en Valencia… Ahí lo dejamos.